Cómo conservar masa de pizza precocida

Como Conservar Masa De Pizza Precocida

Corta la masa en varias porciones y forma bolas con ellas. Envuelve las porciones en papel film, al que previamente le hayas puesto un poco aceite de oliva esparcido por el lado que estará en contacto con la masa. Mete las porciones en el congelador . 28-05-2020

Contents

Noticias relacionadas

Aquí te dejo el texto reescrito:

– Descubre los mejores lugares para disfrutar de deliciosas pizzas en Madrid. Estos 8 restaurantes son conocidos por ofrecer auténticas obras maestras culinarias.

– Aprovecha la versatilidad de tu Thermomix y sorprende a todos con un pan de molde casero. Tus sándwiches nunca volverán a ser lo mismo después de probar esta receta revolucionaria.

– Experimenta nuevos sabores con una coca negra hecha con tinta de calamar, verduras y langostinos utilizando tu Thermomix. Una combinación única que deleitará a tus invitados.

– Prepara unos mini quiches irresistibles con queso y tomates cherry gracias a tu Thermomix. Estos bocaditos son perfectos para cualquier ocasión especial.

Sin duda, conservar masa de pizza casera puede ser muy útil para disfrutar de una deliciosa pizza en cualquier momento o aprovechar sobras sabrosas. En la foto se muestra un ejemplo de cómo se utilizó la masa para aprovechar restos de Pisto con huevos gratinados.

Una forma de conservar la masa de pizza precocida es guardándola en el refrigerador. De esta manera, podremos disfrutarla al día siguiente sin problemas. Es ideal para una cena con amigos, ya que podemos preparar la masa el día anterior y dejarla en la nevera hasta casi la hora de cenar.

Otra opción es utilizar el congelador, lo cual nos permitirá guardar la masa durante semanas. Si estamos planeando hacer varias pizzas o queremos tener porciones extras para futuras recetas como bolas de pizza o una deliciosa focaccia, es recomendable hacer una cantidad mayor y así aprovechar al máximo nuestra masa casera favorita.

You might be interested:  Cómo mantener fresco un sándwich de jamón y queso

Cómo preservar la masa de pizza casera

Una vez que la masa haya leudado y aumentado su tamaño, la amasamos suavemente para eliminar el exceso de gas y…

Si planeas guardar la masa de pizza precocida en el refrigerador hasta el día siguiente, simplemente dale forma de bola sin cortarla y colócala en un recipiente cubierto con papel film. Para utilizarla, sácala del refrigerador media hora antes de usarla.

En caso de que prefieras congelar la masa, córtala en porciones y dales forma de bola. Luego envuélvelas individualmente en papel film ligeramente engrasado con aceite de oliva antes de colocarlas en el congelador. Este método es ideal cuando tienes poco espacio en tu congelador, ya que las bolas se pueden acomodar fácilmente. Sin embargo, debes tener en cuenta que tendrás que esperar a que se descongelen completamente antes de utilizarlas.

Método 2: Estirada

Después de que la masa haya fermentado y aumentado su tamaño, es importante desgasificarla. Luego, dividimos la masa en porciones y las estiramos antes de guardarlas en el refrigerador o congelador. Para mantenerlas separadas, podemos utilizar papel encerado engrasado entre cada porción. Además, es recomendable envolver todo el conjunto con papel film para conservar mejor la frescura de la masa.

Personalmente, este es el método que prefiero porque permite utilizar la masa de pizza precocida directamente. Incluso si están congeladas, se pueden usar sin problemas. Solo necesitas agregar tus ingredientes favoritos y hornearlas.

Una alternativa para conservar la masa de pizza casera es hornearla durante 5 minutos, permitir que se enfríe y luego congelarla. De esta manera, podemos tener nuestras propias bases de pizza precocidas como las que se venden en el mercado.

El principal problema es que debemos contar con suficiente espacio en el congelador para colocar las masas de pizza sobre una bandeja o plato, de manera que se mantengan planas y no sufran deformaciones durante el proceso de congelación.

You might be interested:  Generador de Cartas de Restaurante: Crea Menúss Fácilmente

Método 3: Enrollada

Una forma práctica de conservar la masa de pizza casera es enrollándola sobre una lámina de papel de horno engrasada. Esto nos permite ahorrar espacio en el congelador y facilita su descongelación posteriormente. Al momento de utilizarla, solo debemos sacarla del congelador y dejarla reposar sobre la encimera durante unos 15-30 minutos hasta que esté lista para ser estirada sin romperse. De esta manera, podemos disfrutar rápidamente de una deliciosa pizza casera sin complicaciones adicionales.

Ahora que ya sabes todas nuestras recomendaciones para tener pizza casera lista en cualquier momento, ¿te atreves a hacer la masa?

Conservación de pizza precocida

En primer lugar, es importante tener en cuenta que nunca se debe dejar la masa de pizza a temperatura ambiente, a menos que nuestra cocina esté a una temperatura constante de 5º C. Esto se debe a que las bacterias pueden proliferar rápidamente en alimentos dejados fuera del refrigerador, lo cual puede causar enfermedades alimentarias.

Si has pedido una pizza a domicilio y te sobra masa precocida, evita guardarla dentro de su caja original. La caja no proporciona un ambiente adecuado para mantener la frescura y calidad del producto. En cambio, transfiere la masa sobrante a un recipiente hermético o envuélvela firmemente con papel film antes de almacenarla.

Una vez que la masa esté completamente fría, ya sea después de haber sido horneada o comprada pre-cocida, debes refrigerarla o congelarla cuanto antes. Si optas por refrigerarla, asegúrate de colocarla en el compartimento más frío del refrigerador y consumirla dentro de los próximos dos días para evitar cualquier riesgo sanitario.

Por otro lado, si decides congelar la masa precocida para utilizar posteriormente, envuélvela bien en papel film o colócala dentro de bolsas resellables aptas para freezer. De esta manera evitarás quemaduras por congelamiento y mantendrás su textura intacta al descongelarse.

You might be interested:  Los Mejores Libros De Bienes Raíces en México: Una Guía Imprescindible

Siguiendo estos consejos podrás conservar tu masa de pizza precocida por más tiempo sin comprometer su calidad ni seguridad alimentaria. Disfruta de una deliciosa pizza casera siempre que lo desees.

Métodos de conservación para la masa de pizza

Una vez que la masa de pizza haya fermentado y duplicado su volumen, es importante seguir algunos pasos para conservarla adecuadamente:

1. Amasar ligeramente la masa para desgasificarla.

2. Si se va a guardar en el refrigerador hasta el día siguiente, darle forma de bola sin cortarla.

3. Colocar la masa en un bol y cubrirla con papel film.

4. Guardar el bol con la masa en el refrigerador.

5. Al sacarla del refrigerador, dejar reposar durante 30 minutos antes de usarla.

Siguiendo estos simples pasos, podrás conservar tu masa de pizza precocida por más tiempo y disfrutar de pizzas deliciosas siempre que lo desees.

Tiempo de conservación de la prepizza en la heladera

Si quieres conservar masa de pizza precocida, te recomiendo seguir estos pasos. Primero, asegúrate de tapar bien la masa y guardarla en la heladera. Puedes mantenerla allí hasta por 7 días sin problema alguno. Cuando estés listo para cocinarla, precalienta el horno a 170 grados Celsius y coloca la masa en una bandeja apta para horno. Cocínala durante aproximadamente 5 a 7 minutos o hasta que esté dorada y crujiente. Antes de llevarla al horno, puedes agregar tuco u otros ingredientes según tus preferencias. ¡Y voilà! Tendrás una deliciosa pizza lista para disfrutar.

P.S.: Recuerda que esta técnica es ideal si deseas tener masa de pizza lista con anticipación para ahorrar tiempo en preparaciones futuras.